La Mediología en tiempos electorales

Por Wangner Díaz Choscó

Guatemala, 22 de abril del 2019. Hora: 16:00

La Mediología es una rama de la Comunicología que se interesa por comprender los medios tecnológicos y cómo se relacionan con procesos sociales, entre ellos las votaciones de cargos públicos y otros temas.

Uno de los mediólogos más conocidos es, sin duda, Marshall McLuhan, autor de La Galaxia Gutemberg, Para Comprender los Medios y La Aldea Global, entre otros libros de importancia. Es de su autoría, asimismo, la muy conocida frase “El medio es el mensaje”, la cual resume gran parte de sus teorías, y que, igualmente es -con mucha frecuencia-  mal comprendida, y peor aún, superficialmente aplicada. Puede decirse, con justa razón, que esta frase es el meollo de la Mediología.

Mediología 2

La Mediología se dio a conocer por diversas menciones que hiciera en sus publicaciones el Grupo Hacia Una Comunicología Posible, conocido como GUCOM, en México, liderado por Jesús Galindo, Marta Rizo y Tanius Karam. Pero, en honor a la verdad, los pioneros que marcaron un hito son Mario Pireddu y Marcello Serra (2014, Gedisa), quienes publicaron una sorprendente compilación de artículos de importantes sociólogos y comunicólogos que dejaron su aporte particular a la Mediología (por ejemplo, Benjamín, Horkheimer-Adorno, Innis, Katz-Lazarsfeld, Barthes, Morin). La suma integral de estos autores conforma esta peculiar e inminente ciencia social.

Aquí, la Mediología se define como la “disciplina que elige los media como territorio de observación privilegiado para el estudio de la sociedad y de sus mutaciones”.

Como corolario del sustrato teórico, se puede decir que al ver los medios utilizados por los candidatos en su campaña proselitista, se pueden dilucidar los cómo y los porqués de sus mensajes.

Mediología 4

En la presente contienda electoral guatemalteca, como se sabe, existen nuevas y diferentes reglas del juego proselitista. Hay muchas restricciones respecto al uso de la propaganda y la publicidad electoral; todo ha sido regulado por el Tribunal Supremo Electoral, hasta la prohibición de colocar anuncios en los árboles y otros lugares, tal como en el Centro Histórico de la capital guatemalteca.

Inaudito es observar las calles y avenidas de la ciudad casi limpias de propaganda; algo que no sucedía antaño cuando se tapizaban literalmente los postes de alumbrado público y las paredes de plazas públicas.

Ante tal situación, existe la alternativa de las redes sociales. Como era de esperarse, es en el artilugio virtual de Facebook, Twitter, Instagram y otras, donde se propagarán los mensajes de los candidatos, y estarán impregnados éstos, de las características personales de las redes virtuales: instantaneidad, gratuidad, simultaneidad, universalidad y volatilidad.

El medio “red social” es engañoso para el político y para el votante

Retomemos las características intrínsecas de las redes sociales virtuales vía internet que enumeramos anteriormente, a fin de comprender el lado engañoso de las mismas, en este caso en tiempos electorales.

Las primeras cuatro características son altamente positivas para los políticos: instantáneo, gratis, simultáneo y universal. Este es el lado engañoso, puesto que todo lo anterior se ve afectado negativamente por una sola característica: lo volátil del mensaje; en un momento está en todos lados y al otro instante, ya desapareció en el sótano del ciberespacio. Para el político, un mensaje universalizado no es garantía del voto asegurado.

Mediología 3

Las redes aguantan con todo

Para el votante, lo poco atractivo de la propaganda en las redes es que interfiere en su normal actividad de interacción virtual con sus amistades y familiares; llegará un momento en que se sienta hastiado de tanta interrupción, de tanto meme, tanto comentario, etc.

Y como todo mensaje de aparente instantaneidad, el contenido poco importa. Cualquier propaganda justifica el fin del candidato, no el de los  votantes, que finalmente caerán en el juego virtual de ver y dejar pasar, en una especia de espiral del silencio. Al final de la jornada electoral, las redes aguantan con todo, y dentro de pocos meses todo terminará para que la sociedad, sus medios y los gobernantes, vuelvan reiteradamente a jugar los roles de siempre.

El medio es el mensaje virtual; pero en las urnas otra será la historia de los votantes.

Fotos: Google

cintillo de autor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: