De las montañas guatemaltecas para el mundo

Por: Mariana Barrios

Una planta de poco aprecio para los guatemaltecos, ha atravesado el Atlántico para adornar y alegrar las residencias en países europeos.

Muchos de los guatemaltecos hemos visto una plantita muy curiosa que crece pegada a algunos árboles, en el tronco o en las ramas, tienen el nombre común de “gallito”, además  tiene la forma de las hojitas verdes que tiene la piña en la punta.

Foto 1Planta madre, de donde brotan las semillas. Foto: Mariana Barrios

Algunas personas del área urbana, acostumbran como parte de la recreación ir a barranquear  y en esta travesía han conocido mucho de la naturaleza, como su fauna y su flora, por lo tanto no pueden quedar al margen de conocer esta curiosa plantita, no digamos la gente del interior que conviven día a día con la naturaleza, pueden ver por todos lados un gallito en la rama de los árboles, algunas veces los cortan, los admiran brevemente y al final quedan tiradas en el suelo.

Sin embargo, esta insignificante planta es muy apreciada en países como: Estados Unidos, Austria, Alemania, Francia, entre otros, y es utilizada como adorno en pequeñas macetas, puesto que es una planta muy agradecida, además vive únicamente del aire y la proporción de poca agua, tres veces a la semana.

Foto 2.jpegPlantitas que corresponden al tamaño mediano de exportación. Foto: Mariana Barrios

Isauro López, propietario de la empresa Tillandsia, desde hace 20 años, se dedica a la producción de Tillandsia ionantha que es el nombre científico que generaliza a estos gallitos, que cuentan con unas cincuenta variedades, cada una con su nombre especifico.

Con una extensión aproximada de dos manzanas de terreno, se encuentra este vivero, en la entrada se puede apreciar la casa patronal, una casa campirana con un hermoso jardín, que desde el primer momento presenta ante nuestros ojos el producto de exportación, que ya con un valor agregado se ve como un lugar de lujo.

Foto 5.jpegAla izquierda Don Isauro propietario de la empresa Tillandsia. Foto: Mariana Barrios

Empezamos a caminar por la plantación, López explicó el proceso de producción. El terreno está dividido en tablones, uno tras otro, a desnivel, para aprovechar el terreno barrancoso, en cada tablón se pueden observar vallas donde cuelgan estas lindas plantitas que le dan un toque especial al paisaje.

Estas vallas se forman por medio de pita plástica tendida horizontalmente, para que sirvan de soporte a las plantitas, que se colocan para formar vallas de distinta variedad, para facilitar su clasificación en el manejo de la producción.

Para completar el entorno del paisaje, junto a la residencia se encuentra la producción de pashte, que en Guatemala se usa en los nacimientos navideños y que a final de la temporada se van a la basura, sin embargo pendientes de un alambre o de porta macetas del mismo material se ven como hilitos de plata, que nos llevan a apreciar más la naturaleza.

Foto 3.jpegCortina de donde penden las plantitas de producción. Foto: Mariana Barrios

López comentó que tiene a su cargo veinte personas, en su mayoría mujeres que son las que tienen mejor mano para esta labor, ya que cuando germinan los hijos de las plantitas, se toman con la mano y se colocan en unas mallas metálicas o plásticas, para formar almácigos, que cuando llegan a determinado tamaño se colocan en las mallas de pita, donde llegan a su punto de madurez para la cosecha y exportación.

Concluyó que cada semana exporta 50 mil plantas de diferentes variedades a Europa y Estados Unidos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: