Jimmy Morales encendió la mecha de los Sancarlistas

Luego que el presidente de la República Jimmy Morales, en el marco de la reunión del Consejo Nacional para el Desarrollo Rural (CONADUR), dijera: “Cada estudiante de la Usac sale caro y por eso los estudiantes nos debemos al país”.  Se encendió la mecha y las muestras de rechazo por parte de los estudiantes sancarlistas, no se hicieron esperar.

 

Autoridades, estudiantes y personal de la Universidad de San Carlos de Guatemala, aclararon que por cada Q1 que la USAC recibe del Estado, esta devuelve Q3.75 en servicios a la población más necesitada del país.

En un documento que circula en medios y páginas de la casa de estudios, sobre un estudio técnico nombrado “La USAC trabaja por Guatemala” se indica que este cálculo fue hecho con un recuento de servicios de asesorías específicas, asistencia técnica, atención hospitalaria, docencia abierta y proyectos de infraestructura orientados a la población más necesitada.

El documento aclara, que se trata de programas permanentes de la USAC; de extensión, investigación y docencia a través de sus unidades académicas, en cada una de las áreas de trabajo, científico-tecnológica, ciencias de la salud y social-humanística.

41466983_1707102699416582_1739538420046233600_n

El rector de la Universidad de San Carlos, Murphy Paiz, indicó que los datos aportados por el presidente son cuestionables, porque al asignar valor a cada uno de los servicios prestados de manera gratuita, la San Carlos devuelve más a la población.

Las declaraciones del gobernante generaron malestar en varios sectores de la población, pero en especial entre los sancarlistas. Quienes ya tenían planificado llegar al Congreso de la República para realizar un plantón.

Los diputados optaron por no llevar a cabo la reunión programada a las 14 horas y optaron por abandonar el legislativo.

Afuera del congreso, varios estudiantes universitarios se concentraron para manifestar su rechazo a las medidas implementadas por el presidente Morales, especialmente con el anuncio de no renovar el mandato de la Comisión Internacional Contra la Impunidad (CICIG) y no permitir el ingreso al país del Comisionado Iván Velásquez.

El ministro de salud pública, Carlos Soto, quien había acudido al legislativo para una reunión de trabajo, se sorprendió al ver a los estudiantes que manifestaban afuera del palacio legislativo.  El funcionario atemorizado prefirió refugiarse en una zapatería del sector.

A través de un comunicado la presidencia del Organismo Legislativo, se refiere a los estudiantes apostados frente al palacio legislativo como “pequeño grupo de personas violentas”, y pidió a las autoridades tomar las medidas pertinentes.

 

 

 

 

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: