“La lectura consiste en encontrarle sabor”

Con el objetivo de incentivar la lectura entre docentes y estudiantes de la Escuela de Ciencias de la Comunicación (ECC), un jueves al mes se lleva a cabo el club de lectura Andamios, en la biblioteca Flavio Herrera de dicha unidad académica.

Por: Sucely González

En el segundo nivel  del edificio Bienestar Estudiantil está ubicada la biblioteca Flavio Herrera, de la Escuela de Ciencias de la Comunicación (ECC), de la Universidad de San Carlos de Guatemala (USAC), lugar donde se reúne el club de lectura “Andamios”.

_DSC0158

Andamios  nace como un proyecto a cargo de la Licda.  Alejandrina Flores, directora de la biblioteca de la ECC y la dirección de extensión a cargo del Dr. Gustavo Bracamonte, con el objetivo de incrementar e incentivar la lectura entre los docentes y estudiantes de la unidad académica.

La actividad se realiza desde el 2014 un jueves al mes, con una duración de al menos de una hora donde se abordan libros de diversas temáticas y autores, los cuales se anuncian en afiches que se colocan dentro de las instalaciones de la ECC, nos comenta la licda. Magalt Zabala.

_DSC0159

Zabala explica que cada una de las sesiones varía su cantidad de participantes de acuerdo a la temática del libro abordado, pero por lo regular asisten entre 10 a 15 personas por reunión, las cuales se conforman por personal administrativo, docentes y estudiantes.

Margarita está linda la mar

Durante el mes de agosto el club de lectura “Andamios” compartió el libro Margarita está linda la mar, del escritor Sergio Ramírez.

Donde cada uno de los participantes tuvo la oportunidad de expresar su experiencia al leer el libro elegido para cada mes.

_DSC0156

Para Rómulo Mar la lectura consiste en encontrarle sabor a la lectura, aprovecharla  y disfrutar cada uno de los libros que deciden compartir con los demás asistentes del club.

_DSC0162

“Margarita está linda la mar”

1907 León, Nicaragua. En el transcurso de un homenaje que le rinde su ciudad natal, Rubén Darío escribe en el abanico de una niña de nueve años uno de sus más hermosos poemas: «Margarita, está linda la mar…»1956. En un café de León, una tertulia se reúne desde hace años, dedicada, entre otras cosas, a la rigurosa reconstrucción de la leyenda del poeta. Pero también a conspirar. Anastasio Somoza visita la ciudad, en compañía de su esposa, doña Salvadorita. Está previsto un banquete de pompa y boato. Habrá un atentado contra la vida del tirano, y aquella niña del abanico, medio siglo más tarde, no será ajena a los hechos.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: