La Familia

La base de la sociedad es la familia, es lo que nos enseñaron desde pequeños, pero como se nos olvida al crecer, ya que al casarnos para formar esta base, no entendemos que debemos ser tolerantes y comprensivos con nuestra pareja, porque la convivencia es la clave para que la familia se pueda desarrollar y sea la piedra angular de la sociedad.

Comprendido esto debemos dejar los prejuicios, frustraciones y odios con los que crecimos para poder dar a nuestros hijos la comprensión que se merecen, porque como está escrito “no solo de pan vive el hombre” (o la mujer, para que no se sientan mal), porque así entendemos que aparte del amor incondicional, también merecen la corrección en su momento, pero no para desahogar nuestras frustraciones en ellos, sino para que ellos sepan que los llevamos por el camino
que deben.

En general la familia está formada por Mamá, Papá e hijos, pero en nuestra sociedad es común la familia que le hace falta Papá, por muchas razones, una de ellas es que la violencia desmesurada que vivimos ya lo reclamó o bien porque no
supieron convivir como pareja.

Para que se le pueda llamar “la base de la sociedad”, tiene que ser fuerte y ¿cómo
se puede notar esa fuerza? En los individuos que crea la familia tengan “valores morales” para robustecer a la sociedad en la cual se van a desenvolver y no como sucede actualmente, que los padres los malcrían formando “ninis” y cuando salen lo quieren todo gratis.

También los hermanos juegan un papel importante, a pesar que durante la crianza se tengan peleas (como es natural) se debe saber cuándo hay que madurar y
dejar sentimientos de niños para dar el paso a la adultez sin resentimientos en contra de ellos, porque también van a ser Papás y Mamás y no queremos
transmitir antivalores a nuestros hijos.

Y como la familia lo es todo, quiero dedicar esta columna a mi Princesa Kithy Kas que esta semana cumple sus 15 primaveras. Como ya sabes mi amor Tú eres el combustible que me mueve y con el tiempo ha mejorado tú calidad, estoy comprometido como desde el inicio a que logres lo que te propones
porque lo más importante ya lo recibiste, solo queda que lo hagas.
Te amo mucho, felicidades.

  1. En mí calidad de mujer no me sentí mal por su absurdo y violento comentario, a sus letras respondo:

    Juan Jacobo Rousseau en su libro “El Contrato Social” hace hincapié que la familia es una de las primeras sociedades, además de ser un generador de poder y dominación. En ella existe una relación sujeto – objeto; el padre si existe la figura sera el sujeto con la capacidad de toma de decisión por sobre los demás, a quien se le autoriza el uso de la fuerza para la domesticación. La contraparte sería madre, hijas o hijos como objetos, que obedecen y no contradicen la autoridad establecida.

    Suena a película de terror. Y hay más.

    Las familias deberían ser en utopía la energía que impulse a cada integrante a superarse, no me refiero a lo económicamente, me refiero a que también deben ser protección teniendo en cuenta que cada integrante es titular de derechos.

    Ahora, no generalicemos, si bien existen familias nucleares “papá, mamá, hijas o hijos (para que no se sientan mal) existen también otras realidades. Las familias son diversas.

    Cada integrante juega un rol importante, para prevenir la violencia, para propiciar comunicación asertiva, para construir valores o principios basados en derechos humanos.

    Le gusta a 1 persona

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: