El asalto de “los cuidadores de carros”

¡Parqueo, parqueo!  ¡Son 20 quetzales seño!  ¡Bien cuidado jefe!  ¿A dónde viene?   Pero le cobro por adelantado.  Si no paga, aténgase a las consecuencias.

¿Quién no ha escuchado estas frases en tonos amenazantes, por parte de los “dueños de la calle” ?

Con botes, lazos, piedras, cajas o cualquier elemento que pueda obstruir el paso, los “cuidadores de carros” se siguen adueñando de los espacios públicos, destinados por la municipalidad, para que uno pueda estacionar su vehículo.

Basta acercarse a lugares donde hay mayor afluencia de personas, entiéndase: hospitales, mercados, iglesias, instituciones de gobierno o de la misma municipalidad, para ver copados esos espacios.  

Con trapo en mano, chiflidos y pequeñas carreras, estos “delincuentes” ofrecen sus “servicios”.  Y cuidado, hay de aquel que no pague por estacionarse. Cuando regresa, o encuentra su carro rayado, con algún vidrio quebrado o bien, en el peor de los casos, sin radio o batería. Eso no quiere decir que si usted paga, tiene garantizado su vehículo y pertenencias dentro de él.  En muchas ocasiones usted, paga y el “cuidador” desaparece, porque recorre cuadras para ir a buscar otras víctimas.

Está situación, lleva años. El problema ha crecido de tal manera, que ha llegado hasta la disputa entre dos o más bandos de “cuida carros”.  Llegan al extremo de decir que esa es su cuadra, su sector. Se disputan su territorio como cualquier clica, que protege su sector donde operan.

Es impresionante, ver como en horas de la madrugada, cuando el manto de la oscuridad aún no se levanta, ellos, los de siempre, ya empezaron su tarea. Para cuando son las 4:30 ya tienen delimitado su espacio para  vehículos. Calles y avenidas de la ciudad, se han convertido en sus centros de “trabajo”.

Los cobros se hacen de manera descarada, sin comprobante alguno. Estos van desde los Q2 hasta los Q50 quetzales.  En algunos casos, han establecido cuotas mensuales entre los Q150 a Q200.  Un trabajador desesperado y preocupado por su carrito, porque no tiene donde más dejarlo, ¿qué le queda hacer?

La administración de los espacios públicos en la ciudad de Guatemala, está a cargo de la municipalidad. La Empresa Metropolitana Reguladora de Transporte (EMETRA) en reiteradas ocasiones ha retirado todo tipo de elementos que utilizan los “cuidadores de carros” para obstaculizar la vía; Sin embargo, a los minutos ellos (cuidadores) ya tienen otros botes palos o piedras para reservar sus lugares, sin tener una acción positiva para el vecino.

En junio de 2017 el diputado Álvaro Velásquez, propuso una iniciativa de ley para regular el cobro de parqueos públicos y en centro comerciales.  El planteamiento, también buscaba prohibir el cobro por parqueo en la vía pública. El tema fracasó y ahora su iniciativa duerme el sueño de los justos, luego que el parlamentario muriera un mes después.   

captura ley parqueos

No es la primera ni la única iniciativa de ley que se ha presentado al respecto.  Pero de igual manera, no entiendo por qué ninguna logra avanzar.  

Una vez no se tomen acciones serias en este asunto, seguirán existiendo esas personas, de cualquier edad, que se turnan y prestan los espacios públicos de la ciudad, para hacer buen dinero, en un espacio que no les pertenece y a cualquier hora del día.

Cintillo de Opinión

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: